Cómo elegir la mejor caña de pescar

Al elegir la caña perfecta en base a tus habilidades y nivel de experiencia, aumentarás tus posibilidades de un exitoso viaje de pesca. En otras palabras, aprender a seleccionar una caña de pescar con la potencia, la longitud, la acción y el material adecuados te acercará a tu gran captura.

Una caña de pescar es una de las piezas más importantes, si no obvia, de cualquier viaje de pesca. Como pescador, una caña de pescar te ayudará a meter tu señuelo en el agua con precisión, control y sin asustar a los peces mientras buscas una captura adecuada. Desde que el hombre descubrió que usar una caña de pescar es una mejor manera de pescar que simplemente sujetar un sedal y gracias a la tecnología, ahora hay más opciones que nunca. Ve a una tienda de aparejos y te darás cuenta de que elegir una caña de pescar ideal no es una tarea fácil, ya que te encontrarás con un sinfín de opciones.

Entonces, ¿cómo se elige una caña de pescar perfecta? Además de saber qué tipo de peces se desea pescar, se debe saber dónde se va a pescar. Pero eso no es todo; también debes considerar la longitud, la potencia y la acción de la caña. Ten en cuenta que una buena caña, por supuesto, no te hará un buen pescador. Sin embargo, una mala caña limitará incluso a los mejores pescadores. Esto se debe a que una caña de pescar es su herramienta y un artesano experto siempre lo hará mejor con una buena herramienta.

Este artículo, por lo tanto, te lleva a través de algunas de las cosas más importantes a tener en cuenta a la hora de elegir una buena caña de pescar. Recuerda; una buena caña de pescar te permitirá tener una mejor sensación de lo que está pasando al final de tu anzuelo y esto es importante en cualquier escenario de pesca.

Componentes de la caña de pescar

Conocer los componentes de la caña de pescar hará mucho más fácil saber exactamente qué es lo que funciona mejor para ti. Generalmente, estos componentes son los mismos pero pueden tener diferencias insignificantes basadas en el diseño de una caña de pescar.

Mango

El mango es esencialmente la parte de la caña de pescar que se sostendrá. Las asas están típicamente hechas de espuma EVA o corcho o una combinación de ambos para darte un agarre cómodo y definitivo. Ten en cuenta que los mangos pueden variar en longitud. Así que si planeas lanzar más tiempo, sería aconsejable ir por una caña con un mango más largo. Esto se debe a que te permite involucrar ambas manos si la captura es más pesada. A diferencia, una caña con mango más corto sería ideal si quieres lanzar en distancias cortas o con una mano.

Otras partes importantes pero opcionales del mango son el mango dividido y el mango de la pistola. Mientras que los mangos divididos son populares entre los pescadores de lubina, un mango de empuñadura de pistola puede ayudar a mantener el peso total de la caña de pescar al mínimo cuando se hacen lances cortos o se usan señuelos más ligeros.

Asiento del carrete

Este no es el que se sienta. En cambio, esto es lo que sujeta el carrete a tu caña. Esta es la zona donde deslizarás el pie del carrete en los cuellos. Juega un papel crucial para que puedas sentir mejor y erradicar cualquier juego o sacudida en tu carrete. Asegúrate de revisar nuestro artículo sobre cómo elegir un carrete de pesca y estarás listo para ir.

Los mejores asientos de carrete están hechos de grafito para darte una mejor sensación. Este material también los hace duraderos, lo cual es importante si planeas pescar en agua salada. Por el contrario, las cañas más baratas tienen asientos de carrete hechos de metal no acolchado que pueden oxidarse con el tiempo y eso es algo malo.

El espacio y las guías

El blank es la parte del eje principal de la caña de pescar. Encontrarás las guías situadas a lo largo del blank. Son lazos o piezas circulares por las que se enhebra el sedal de pesca para darte más control. Las guías están típicamente hechas de plástico, metal y cerámica. Algunas también están chapadas con cromo para reducir la fricción y la abrasión del sedal.

Las cañas de pescar de estilo de lanzamiento tienen guías que miran hacia el cielo mientras que las cañas de pescar de estilo de giro tienen guías que miran hacia el suelo.

Férulas

Algunas barras son plegables, lo que significa que pueden romperse en dos. Así, tendrás un macho y una hembra, que es el lugar donde las dos partes de la varilla se unen para un mejor uso. Al conectar estas dos partes, es crucial asegurarse de que las guías descritas anteriormente se alineen en la misma línea para dar a tu línea de pesca un camino recto para seguir.

Elegir la longitud de la varilla

Ahora que tienes los componentes más importantes de una caña al alcance de la mano, puedes empezar a buscar características que se ajusten perfectamente a tu estilo de pesca. La longitud de una caña de pescar puede influir enormemente en tu capacidad de lanzar. La longitud se calcula típicamente desde la punta de la caña hasta la última parte del mango y puede variar entre 4 y 14 pies. Sin embargo, las cañas de pesca normales miden entre 6 y 8 pies.

Cuando se trata de seleccionar la longitud correcta, es importante tener en cuenta la técnica de pesca. En otras palabras, las cañas más cortas son apropiadas si quieres lanzar en distancias más cortas mientras que las cañas más largas están pensadas para lanzar en distancias más largas.

La idea aquí es que una caña más corta es genial para el combate cuerpo a cuerpo donde no necesitas una caña que tenga que doblarse más o estirarse más, especialmente cuando estás luchando con un pez. Por lo tanto, deberías considerar elegir una caña más corta si vas a pescar desde un barco o a corta distancia con el pez. Una vez más, una caña más corta es perfecta para pescar en zonas donde es probable que la línea se enganche, como en zonas con bosques, árboles y malezas. A diferencia, una caña más larga (más de 8 pies) será apropiada si quieres lanzar sobre una gran distancia y cubrir más agua. Son perfectas para la pesca en aguas profundas o si se busca lanzar desde un muelle.

En esencia, es importante tener en cuenta el entorno de pesca así como el tipo de peces a los que te diriges al elegir la mejor longitud. Con todo, deberías elegir una caña de pescar de 7 pies si eres un principiante y no estás seguro de lo que funciona mejor para ti. Bueno, esta longitud te permitirá pescar tanto en distancias cortas como largas mientras afinas tus habilidades y experiencia.

Materiales de la caña de pescar

Muchas cañas de pescar modernas están hechas de grafito o fibra de vidrio. Los pescadores experimentados típicamente prefieren las cañas de grafito porque son rígidas y poderosas. También son muy sensibles, lo que hace mucho más fácil detectar cuando hay una mordida en la línea. Una gran desventaja de las varillas de grafito es que son más frágiles, por lo que debes considerar esto.

Otra opción popular son las barras de fibra de vidrio. Aunque pueden ser un poco más pesadas, son muy fuertes, duraderas y requieren poco mantenimiento. Puedes considerar este tipo de cañas si buscas capturar especies de peces agresivos como el lucio y la luciérnaga. También puede optar por cañas que combinan tanto el grafito como la fibra de vidrio para darle la versatilidad necesaria para pescar varias especies en diversas condiciones.

Poder y Acción

A veces referido como conicidad o peso, la potencia es esencialmente la cantidad de fuerza que tienes que aplicar para doblar la varilla. Una caña de pescar con más potencia será mucho más fácil de doblar y es la caña de pescar ideal.

En términos de acción, esta es principalmente la cantidad de flexión que tiene la varilla. Las varillas de acción lenta se curvan más cerca del mango para hacerlas más flexibles. Son ideales para cebos y peces más ligeros. Por otro lado, las cañas de acción rápida se curvan en el tercio superior del blank y son más rígidas y son ideales para cebos más pesados y especies de peces más pesados. También hay cañas de acción media que te dan una combinación de ambos mundos y son las más versátiles.

Rangos de Acción y Potencia

  • Ultraligero – Mejor para especies de peces pequeños como los dados
  • Luz – Perfecto para el pez sartén, el pez azul, el jurel, el tambor y el pez luna
  • Luz media – Ideal para caracoles, lubinas y truchas
  • Medio – Ideal para bagre, lubina y gallineta
  • Medio-pesado – Perfecto para róbalo, lucio, salmón y almizcle
  • Pesado – Excelente para el salmón, esturión, atún y sábalo
  • Extrapesado – Mejor para el tiburón, el pez vela, el fletán y el atún.

Tipo de cañas de pescar a elegir

Ahora tienes una idea de la longitud correcta, la potencia y la acción que son perfectas para tu caña de pescar. Pero eso no es todo; debes elegir el tipo de caña que es ideal para tu situación. Entre ellas se incluyen:

Varas de fundición – Tienen las guías en la parte superior del blanco. Esto es para darte más precisión al colocar tus lances. Las cañas de lanzado son más difíciles de usar para los principiantes ya que pueden enredar fácilmente el carrete si no las manejas con cuidado ya que sus tamaños de guía son más pequeños, pero son perfectas si quieres más precisión en tu línea. Por el contrario, las cañas de spinning tienen guías más grandes y son perfectas si eres un principiante, pero no te darán mucha precisión ni más control de tu línea.

Las cañas de spinning – Son más pequeñas y ligeras que las cañas de lanzar. Deberías considerarlas si planeas usar un carrete de spinning. Este tipo de cañas tienen las guías en la parte inferior del blank y son las opciones más fáciles de usar. Esto significa que son perfectas si estás empezando y buscando una caña más ligera.

Cañas de surf – Son ideales para la pesca de surf y son extremadamente largas para permitirle lanzar en distancias más largas.

Cañas para el aire libre – Estas son las cañas perfectas para la pesca en barco. Son geniales para la pesca en alta mar. Todo lo que tienes que hacer es soltar la línea y esperar a que los peces piquen.

Cañas de pescar con mosca – Están diseñadas para la pesca con mosca.

Cañas para niños – Estas son del peso y tamaño perfecto para los niños.

Conclusión

Para ello, una caña de pescar puede hacer o deshacer tu aventura de pesca. Tener la caña adecuada te hará sacar el máximo provecho de tu lanzamiento. Si eres un principiante, ve por una caña de pescar todo terreno de 7 pies, hecha tanto de grafito como de fibra de vidrio, y con una acción media hasta que te sientas lo suficientemente cómodo para especializarte .

Recuerda, una caña de pescar no te hará necesariamente un gran pescador, pero aumentará tus posibilidades de conseguir una gran captura y, por supuesto, hará que la pesca sea más agradable.

Próximo paso: Cómo elegir un carrete de pesca

Deja un comentario