Cuándo usar un cebo en vez de un carrete giratorio

Durante años he oído decir a los leales a los señuelos que son superiores a los carretes de hilar. Sólo tienes que acostumbrarte a la máquina de cebo, decían, y entonces verás la diferencia. He sido principalmente un tipo de carrete giratorio, y la idea de probar una pistola de cebo nunca pareció valer la pena. Si pudiera convertirme en un mejor pescador, definitivamente valdría la pena el desafío. Así que decidí investigar todas las diferencias entre las pistolas de cebo y los carretes de spinning para averiguar si valdría la pena el tiempo y el esfuerzo para aprender a pescar.

Así que, ¿quién gana finalmente la batalla de los cebadores contra los carretes giratorios? La respuesta es que depende del tamaño de los peces que buscas, el tipo de línea que usas, y simplemente la preferencia personal. En general, las pistolas de cebo son mejores para los señuelos más pesados y los peces más grandes, mientras que los carretes de spinning pueden manejar cualquier tipo de equipo, pero sobresalen con señuelos más ligeros. Lo que he aprendido es que si has pasado la mayor parte de tu vida pescando con un carrete de spinning como yo, una caña de pescar será una bestia completamente nueva a la que enfrentarse. Necesitarás practicar mucho más tiempo con una caña de pescar, pero al final, esa práctica valdrá la pena y te convertirá en un pescador más versátil.

En primer lugar, toda la operación los dos tipos de carretes son diferentes, y es probable que quieras usar una caña diferente dependiendo del tipo de carrete que uses. Los carretes de cebo han existido por mucho más tiempo, pero hoy en día la caña más popular que verán la mayoría de los pescadores es un carrete de spinning. Aunque ambos carretes pueden hacer el trabajo en la mayoría de las situaciones, hay escenarios específicos en los que puedes preferir usar uno sobre el otro.

Contenido

Carretes giratorios vs. Lanzadores de cebo

Un carrete de spinning se sienta en el fondo de la caña y el carrete carga la línea a un ángulo de 90 grados, con la línea alimentada a través de guías en el fondo de la caña. En cambio, en un cebo, el carrete se coloca en la parte superior con la línea saliendo directamente del carrete y a través de las guías en la parte superior de la caña.

Los carretes de spinning son tan fáciles de usar como se puede, y este factor por sí solo ha llevado a su posición como los carretes más populares entre los pescadores. Se abre la fianza para liberar el sedal, se pellizca el sedal con el dedo y se suelta al lanzar hacia adelante. Un carrete de spinning no es sólo para principiantes, ya que los pescadores profesionales usan principalmente carretes de spinning y ganan torneos con ellos. Sin embargo, estos pescadores profesionales probablemente también tienen muchos señuelos diferentes.

La elección entre un cebo y un carrete de spinning puede ser a menudo una preferencia personal, pero hay situaciones en las que uno funciona mejor que el otro. Mientras que lo ideal sería tener tanto una caña de spinning como una caña de cebo, una caña de spinning va a ser el camino a seguir si sólo quieres una caña que pueda hacerlo todo.

Manual vs. Automático

Me gusta comparar la diferencia entre una carrete de cebo y un carrete giratorio con la diferencia entre una transmisión manual y una automática en un coche. La automática es para todos; es simple de usar y puede ser usada para cualquier aplicación. La manual, sin embargo, requiere cierta práctica y es más bien una forma de arte que se está perfeccionando con el tiempo. ¿Es mejor el manual que el automático?

La respuesta a esa pregunta probablemente se reduce a si ha tenido el tiempo y la experiencia con una transmisión manual. Algunas personas pueden preferir tener un poco más de control sobre su coche, o en este caso, su barra, mientras que otros pueden preferir la facilidad y la comodidad.

Esta analogía es una forma fácil de empezar a conocer las diferencias entre una carrete de cebo y un carrete giratorio, pero la analogía sólo puede llegar hasta cierto punto.

Una forma en que los pescadores profesionales miran los dos carretes es que ir a un carrete de spinning es reducir el tamaño, e ir a una carretilla de cebo es aumentar el tamaño. Esto se debe a que una máquina de cebar puede manejar señuelos más grandes y pesados mientras que las cañas de spinning tienen una clara ventaja cuando se trata de lanzar señuelos más ligeros al viento.

Antes de la era de la línea trenzada, los señuelos tenían una clara ventaja sobre los carretes de spinning con la capacidad de manejar la pesca de gran juego. Esto se debe a que el carrete de un lanzador de cebo es mucho más grande y puede controlar un mayor diámetro de la línea de pesca. Sin embargo, a medida que la línea trenzada entró en el mercado, ofreciendo una relación resistencia/diámetro mucho más alta, de repente los carretes de spinning pudieron subir de categoría de peso.

El viento es otro gran factor a la hora de elegir entre estas dos bobinas. Para los pescadores de agua salada en una costa, como Florida, la gran mayoría de los pescadores utilizan carretes de spinning debido a su capacidad de cortar el viento sin causar una maraña.

Cómo evitar los contragolpes

La posibilidad de una maraña o contragolpe es mucho más alta en una carretilla de carnada que en un carrete giratorio. Este es el único inconveniente real de las pistolas de cebo, pero una vez que has tenido suficiente práctica con este tipo de carrete, es probable que puedas evitar los contragolpes con cualquier regularidad.

Elija la línea correcta

Cuando empiezas con un señuelo, querrás usar línea de monofilamento en vez de línea trenzada, o fluorocarbono. El fluorocarbono es más rígido y menos indulgente que el monofilamento, lo que puede causar algunos dolores de cabeza severos cuando se trata de un nido de ratas resultante. El sedal trenzado puede funcionar, pero también puede tener sus problemas con un señuelo y cuando lo hace, el desorden puede ser tan grande que hay que cortar grandes cantidades de sedal para corregir la situación.

Ajustar la tensión de la bobina

En el lado de tu carrete de cebo habrá una perilla, y debe estar en el mismo lado que el mango. Comienza ajustando el mando a su presión más fuerte. Para probarlo, sostén tu caña con aproximadamente 10″ de la línea que sale de la parte superior de tu caña con el señuelo colgando. Suelta la línea con el pulgar y observa cómo reacciona tu señuelo. Si la tensión está totalmente aumentada, el señuelo no debería ir a ninguna parte.

En este punto, ajusta el dial hacia abajo para aliviar parte de la tensión, hasta la posición en que tu señuelo comience a caer a una velocidad de unos dos centímetros por segundo. Esta será una tensión inicial adecuada para un principiante con un señuelo. Recuerda ajustar la presión cuando cambies de señuelo. Si va a pasar de un señuelo de media onza a uno de una onza, querrá ajustar la tensión, al igual que querría disminuir la presión cuando pase de un señuelo de media onza a uno de un cuarto de onza.

Eventualmente, a medida que se gana más experiencia con un carrete de cebo, se puede ajustar este dial más abajo para bajar la tensión. Los expertos con un carrete de cebo tendrán este dial completamente bajado, permitiendo que la línea fluya rápida y libremente y aplicarán presión manualmente con el pulgar.

Cuando puedes empezar a tener más control sobre tu yeso es cuando el lanzamiento de cebo empieza a ser más divertido. La capacidad de controlar la longitud y la velocidad de tu lance aplicando y liberando la presión en el carrete con el pulgar es una alegría una vez que te acostumbras.

Los carretes de spinning deben ser usados con señuelos ligeros, plásticos y top waters

Hay momentos en los que incluso los más experimentados cazadores de carnada se cambian a un carrete de spinning, y eso es generalmente cuando hay mucho viento o cuando se usan aparejos ligeros.

El resultado final de las pistolas de cebo y los carretes giratorios

La comparación entre los carretes de hilado y las máquinas de cebo se veía muy diferente hace 30 años de lo que se ve hoy en día. Mientras que las pistolas de cebo se originaron en grandes carretes de curricán, los fabricantes han continuado haciéndolos cada vez más pequeños, mientras que aumentan el tamaño de los carretes de spinning. Esto ha dado lugar a un gran número de aplicaciones cruzadas, por lo que el debate sobre cuál es el mejor carrete se ha reducido realmente a la preferencia personal.

Al final del día, la mayoría de los pescadores terminan usando el carrete con el que se sienten más cómodos. Odio tener que lidiar con eso, pero es verdad. No hay nada bueno o malo cuando se trata de tu carrete siempre y cuando te sientas bien y el señuelo vuele de verdad. Si te gusta la sensación de una caña de spinning y no tienes problemas con los estilos de pesca que te gustan, entonces no dejes que alguien en Internet te diga que realmente deberías usar un cebo para esto o aquello.

Por la misma razón, si tienes un señuelo confiable con el que siempre estás en la onda, no sucumbas a la presión del pescador moderno que quiere usar una caña de pescar para todo.

Ambos carretes atraparán peces, y cualquiera que elijas para pescar con todos se reduce a lo que se siente mejor en tus manos. Si has sido principalmente un tipo de carrete de spinning y quieres un nuevo desafío, tal vez tu próxima compra de carrete sea un cebo. Los mejores pescadores van a personalizar su equipo para escenarios específicos, así que aprender una nueva técnica siempre es algo bueno.

El carrete más fácil de usar es el carrete de spinning, pero cuanto más practiques con un señuelo, más cómodo estarás con su funcionamiento. En última instancia, aprender a dominar tantos tipos de aparejos como sea posible te hará mejor en la captura de peces.

Lo ideal sería tener una cebo para los señuelos más pesados, y una caña giratoria para los más ligeros. Cuando quieras lanzar línea trenzada, una caña de spinning será probablemente tu mejor opción. Las cañas de spinning también son una mejor aplicación de la línea de fluorocarbono. Los señuelos sobresalen con el monofilamento, y especialmente si eres un principiante, el monofilamento es lo que deberías usar. Los señuelos más experimentados pueden tener mucho éxito con la línea trenzada también, pero no siempre es tan suave como lo sería con un carrete giratorio.

Ambos tipos de carretes tienen sus pros y sus contras, pero al principio, lo mejor es ir con un carrete de spinning que puedes usar de la manera que quieras. A medida que te conviertas en un pescador más experimentado y busques un nuevo desafío, te esperarán los nuevos cebadores mejorados.

Deja un comentario