Pesca de cefalópodos

Pesca de cefalópodos: Sepias, pulpos y calamares


Cuando hablamos de la pesca de Cefalópodos, englobamos a 3 de las especies más habituales en el Mar Mediterráneo: La sepia, el pulpo y el calamar.


Las tres tienen una técnica de pesca común y después cada una de ellas tiene una técnica de pesca más específica. Hay que señalar también que las 3 especies cohabitaran en los mismos espacios y su pesca más fructífera coincidirá también en el tiempo.


La técnica común a las tres especies será la pesca con jibionera y su pesca desde embarcación será más fructífera desde finales de noviembre hasta finales de febrero coincidiendo con la bajada de temperatura del agua del mar, aunque estén todo el año en nuestras costas


Buscaremos arenales cerca de roquedos y los buscaremos entre los 16 y 25 metros de profundidad aprox. Que decir tiene que cerca de las escolleras y dentro de los puertos también los encontraremos pero aquí tratamos su pesca desde embarcación y en el Mediterráneo


Pesca con Jibionera


La jibionera o también llamados pajaritos es una señuelo de imitación a un pez que hará la función de nadar y que tendrá colores muy llamativos para atraer a los cefalópodos. Dependiendo del día o si queremos pescar calamares o sepias utilizaremos un color u otro.


La técnica es muy sencilla. Pescaremos a plomo corrido (60-90 gr.) y una gameta de aproximadamente una braza ( 1m. y 1/2) con la jibionera. Una vez este el plomo en el fondo daremos pequeños tirones para mover el artificial y dar la sensación de que es un pez en movimiento.


La jibionera quedará en suspensión sobre el fondo a una altura determinada por el tipo de artificial que utilicemos y si es plomado o no. Esta técnica siempre se puede mejorar utilizando gametas mas largas y pescando con varias jibioneras.


La pesca deportiva con jibionera a poca altura del fondo siempre será más productiva para las sepias que para los calamares que suelen nadar a más altura, pero eso no quiere decir que no los pesquemos a esa altura al igual que los pulpos que también es fácil que caigan ante este reclamo.


Pesca con potera


Las poteras suelen ser unas piezas de plomo recubiertas de hilo generalmente blanco, o mezclado con otro color con una o dos coronas de anzuelos sin muerte tipo alfiler.

El montaje de los bajos será distinto al utilizado con las jibioneras para la sepia. Aquí no habrá plomo corredizo, ya que la potera al ser de plomo hará esta función. Irá al final de la línea arrastrándose por el fondo y será muy efectiva para los pulpos. La podremos combinar con jibioneras o pajaritos en la parte superior de la gameta para la pesca del calamar y la sepia.

También se pueden utilizar poteras de varilla para insertar un cebo, por ejemplo una sardina.

De todas maneras dependiendo de la región donde pesquemos utilizaremos estos métodos, o combinación de los mismos. Utilizaremos caña o chambel, será más cerca o mas lejos de la costa. Siempre utilizaremos lo que mejor resultado nos de.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *